El gran guerrero

Era valiente, aguerrido, formidable. No se ocultaba. Todas las mañanas lo oía. No me evitaba, muy al contrario, me buscaba para atacarme, y confesaré que casi siempre lo conseguía. Me aterrorizaba día tras día. Cubierto

Basilio

No he vuelto a ver a Basilio. Hace tres años que desapareció sin avisar y todos los días me asomo para ver si ha vuelto. Me rio de mí y a la vez me hace

Las tórtolas

Tobalo las recogió del suelo. Se habían caído con el viento de la noche. Aún eran una camada inmadura. No sobrevivirían. Las miró sin pena, era la ley de la vida. Pero pensó que les

Cabeza pelada

Mis mañanas de verano empezaban temprano, muy temprano, y antes de que pusieran las calles bajaba a nadar un rato, cuando aún el agua mantenía su primitiva y benévola capacidad refrescante. Nadaba una hora cada

Gastronomía neo-guaraní

La cocina tradicional está de moda. Entiéndanme bien, no la aburrida, monocroma y monótona de indefinible color castaño, aplastada sobre un vulgar plato de vidrio, sino la que se redescubre y que tiene algo que

Porno, porno, porno, porno ¿Cómo se llama la clara del huevo?

Después de ver las estadísticas de mi blog, me sorprende ver las entradas que tiene un artículo dedicado a la “porno cocina”. No imaginen mal, no se trata de nada esotérico ni sexotérico, se trata

El espectáculo de la porno cocina

Asistimos en los últimos tiempos a un auténtico espectáculo culinario que se desarrolla en las pantallas de casa: las cocinas vueltas al revés, cocineros, cocinillas, maestros y el resto de la tribu vibran angustiados, a

Viaje andaluz, viaje en el tiempo

Recientemente he tenido la oportunidad de repetir un viaje por Andalucía que también ha sido un periplo en el tiempo, una ruta que hace años recorría con mucha frecuencia y que conozco al dedillo. Contenta

Carta a mi editora: desde Roma

Querida editora: te escribo desde una ciudad que conozco muy bien y que siempre me sorprende y enamora, Roma. Ya sabes que soy especialista en la historia del mundo antiguo, y dentro del maremagnum de

Querida editora

Querida editora: mi llegada al mundo editorial fue muy distinta a la tuya. Iba a ciegas, tanteando como en la alegoría de la caverna de Platón, a oscuras, viendo solamente sombras. Solo sabía que quería

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies